Hoy en #websquemolan: interactividad

Home / Factorsim / Hoy en #websquemolan: interactividad

Hace algún tiempo os presentamos nuestro hashtag #websquemolan. Si vais siguiendo nuestras redes sociales sabréis que nos gusta compartir webs que nos parecen interesantes por su diseño, su usabilidad, etc. Hoy os vamos a hablar de sites que recurren a la interacción con el usuario como herramienta para llamar su atención.

Cuando hablamos de interactividad nos referimos al cambio de rol del usuario, que pasa de ser un espectador pasivo que lo más que puede hacer es navegar por los contenidos de una web a ser un agente activo que toma decisiones que harán que el contenido se muestre de una u otra manera.

La interactividad en una web hace que el usuario sea protagonista, de manera que la página se convierte en dinámica, atractiva y entretenida. Hay muchas formas de hacer interactuar al usuario, algunas de ellas ya se utilizan des de hace tiempo. Formas sencillas de interacción como foros, cuestionarios, mapas de ubicación, chats a tiempo real, etc. De todos modos, el concepto de interacción ha evolucionado y ahora hablamos de modificar la situación de elementos en pantalla, escoger visualizaciones, juegos, menús en movimiento, historias que permiten al usuario escoger un camino u otro, etc.

Si todavía no tenéis claro hasta qué punto puede una web llegar a ser interactiva, veamos unos ejemplos para clarificar y saciar dudas.

¡Recordad que en estas páginas el ratón no es lo único que se mueve! (Imágenes clicables)

  • Gamits: The Gamits son una banda de rock americano que ha creado una Intro para su bandcamp en la que, además de presentarse una de sus canciones, se propone al usuario un juego en el que tiene que construir un puzzle que genera, como resultado, el vídeo de la canción que suena.

gamits-2-P63B

 

 

  • UK Energy Consumption Guide: Las infografías son una fantástica manera de mostrar datos, sobre todo si éstos son numéricos. En este caso, el site es una infografía interactiva que presenta una serie de datos a cerca del consumo energético en el Reino Unido y que se van mostrando por categorías, según seleccione el usuario. De esta manera, presentación de la información es atractiva y muy entendible.

tree

 

 

  • The Interactive Ear: Con una navegación sencilla de flechas laterales, este site presenta la anatomía externa, media e interna del oído. Además de conocer el nombre de todas sus partes al clicar en cada punto, el usuario puede comprender el recorrido que realiza el sonido en cada una de las partes del oído con una lupa que muestra el comportamiento del mismo.

ear

 

  • We love wool: Esta firma de moda cuyo género principal es la lana creó un concurso en el que los usuarios podían subir imágenes de ellos mismos e incluyendo sus imágenes bajo una clasificación dada por la aplicación. De esta manera se mostraba a los usuarios la cantidad de estilos que se pueden seguir con prendas de lana. Además, un sistema de votaciones permitía a los usuarios ser ellos mismos quienes decidían cuál era el ganador en cada una de las categorías.

wool

En estos dos últimos casos, el usuario  determina qué información quiere que se le muestre. Además, al hacer que el usuario sea agente activo en el propio site, es mucho más probable que quiera compartirlo a través de sus redes sociales.

De todos modos, hay que tener en cuenta que diseñar este tipo de webs también pueden tener ciertos riesgos. Cuando la navegación es no convencional, corremos el riesgo de que el usuario se pierda y le cueste volver a situarse. Para evitar que esto suceda, el análisis UX debe ser exhaustivo. Además, es siempre aconsejable ofrecer al usuario un camino alternativo que le muestre la información sin pasar por el “juego interactivo” si así lo desea. De esta manera, tendrá la oportunidad de decidir si acortar el camino o no.

Las webs con cierto tipo de interactividad pueden necesitar un tiempo de carga superior al de webs convencionales. A nivel de desarrollo, debería llegarse a un equilibrio entre la calidad de la interactividad y el tiempo de espera que va a tener el usuario.

Terminamos el post con una operación matemática para todos aquellos cerebros que les cuesta ver la evolución y reacios a los cambios que va sufriendo de la tecnología:

Comunicación + claridad + originalidad = interactividad

Así pues, si quieres sobrevivir en este mundo tan complejo que es el diseño web, la pelota está en tu tejado: evolucionas o mueres. ¡Esa es la cuestión!

Dejar un comentario

PUBLICAR COMENTARIO Volver arriba


3 + = 9

Contáctanos

Puedes enviarnos un mensaje si tienes quejas o quieres felicitarnos, o para contarnos algo, te responderemos :D